11 Dic 2016 No es un sueño, somos Patrimonio

Las Fallas celebran su nombramiento como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

La “Crida a la Humanitat” se hizo esperar, pero llegó. El domingo pasado 11 de diciembre, las Torres de Serranos se convirtieron, igual que lo hacen cada último domingo de febrero, en el epicentro del mundo fallero. No era febrero, no, pero la ocasión bien lo merecía.

El acto estuvo presidido por el alcalde de Valencia, Joan Ribó, acompañado del concejal de Cultura Festiva y presidente de la Junta Central Fallera, Pere Fuset. Tampoco faltaron el President de la Generalitat, Ximo Puig, la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, el conseller de Educación, Investigación, Cultura y Deporte, Vicent Marzà, y el Conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler.

La pólvora, la música, la luz, el sonido y la cremà de la Falla plantada por Juanjo García, fueron las protagonistas de la tarde, junto con, como no podía ser de otra forma, las Falleras Mayores de Valencia, Raquel Alario y Clara María Parejo.

Un espectáculo audiovisual con la proyección sobre las Torres de escenas y composiciones de colores para el que se utilizaron 85 aparatos sincronizados, dio el pistoletazo de salida de la celebración.

A continuación, las Falleras Mayores de Valencia, acompañadas de sus Cortes de Honor, han hecho un llamamiento a todo el mundo, en ocho lenguas distintas, para que vengan a nuestra querida fiesta y disfruten de nuestro Patrimonio.

Puedes leer el discurso integro aquí

Tras el discurso, una proyección en la que aparecían los nombres de todas y cada una de los municipios que celebran Las Fallas, dio paso a uno de los elementos más distintivos de nuestra fiesta, la pólvora. Un espectáculo piromusical de Ricardo Caballer en el que se dispararon más de 160 kilos de material pirotécnico, acompasados por algunas de las canciones más representativas de nuestra fiesta, como Valencia en Falles, versionado por Bajoqueta Rock, el Fallero, del maestro Serrano, y el Himno regional.

Como colofón, la falla creada por el artista Juanjo García, inspirada en el cartel diseñado por Ibán Ramón para las Fallas 2016, fue consumida por las llamas en una cremà que ya forma parte de nuestra historia. Porque no, no es un sueño, somos Patrimonio.

Puedes ver la Crida a la Humanitat aquí

Fotografías: Armando Romero